Proyecto científico

El proyecto científico se articula en torno a 4 líneas de investigación.

Línea 1 : El turismo como clave de entendimiento de permanencias y de transformaciones societales y económicas.

Esta línea cuestiona las modalidades diferenciadas de prácticas turísticas, las lógicas de permanencia y de continuidad o, al contrario, de transformaciones y de recomposición de las sociedades. Los cambios de los territorios, del empleo, del management y de las trayectorias profesionales así como la evolución de las regulaciones políticas del turismo, desde el local hacia el internacional, son entradas temáticas que permiten alimentar la reflexión sobre el papel del turismo en las lógicas de reproducción/transformación de los espacios y de las sociedades. A través de esos varios cuestionamientos, la línea 1 permitirá alimentar una reflexión sobre los vínculos entre turismo y cambios globales (cambio climático, ampliación de las movilidades, revolución digital, cambio político, socio-económico o de gestión). Se tratará de poner de relieve el aporte de los estudios turísticos al entendimiento de los llamados fenómenos de “emergencia” o de “transición”, al centro de los debates en varios campos disciplinarios.

Línea 2 : Pensar el turismo para pensar las desigualdades, las injusticias y los conflictos

Se trata de estudiar la “distribución” diferenciada de fenómenos turísticos, emisores y receptores, en sus continuidades y sus rupturas, cruzando los planteamientos sociológico, geográfico, histórico, económico, ecológico, patrimonial y jurídico, gerencial. Los puntos de entrada pueden ser las personas y los grupos sociales (los que viajan y los que no viajan), las empresas (incluyendo las dimensiones empleo y trabajo), los productos y los mercados, los hospedajes, los medios de transportes, las NTIC, los usos del espacio, los territorios, las actividades deportivas o culturales, las temporalidades, los paisajes,etc. En la medida en que el turismo constituye un prisma de observación de las dinámicas sociales , el estudio de las rupturas turísticas constituye también una entrada privilegiada para el análisis de las brechas sociales, de tensiones sociopolíticas, de competencias así como conflictos en los cuales, el fenómeno turístico puede ser a la vez el reto, el producto y el revelador.

Línea 3 : Inventar y reinventar el turismo

La línea “Inventar y reinventar el turismo” propone cuestionar los modelos, procesos y herramientas por los cuales las empresas del sector y las colectividades territoriales pueden imaginar y llevar a cabo ofertas competitivas renovando de manera radical las formas organizativas que les pueden producir. Identificar y construir los marcos de análisis que permiten describir y comprender las lógicas de invención y de innovación se convierte, como en otros sectores, una cuestión fundamental para las empresas y los entes públicos así como, de manera más amplia, para todos los actores del turismo.
En este ámbito, la línea 3, propone apoyar a los equipos multidisciplinarios sobre trabajos cuya contribución apunta al enriquecimiento y al ajuste de modelos que permiten entender la invención, pero también, en una lógica más funcional, sobre la manera con la cual estos modelos pueden ser reapropriados
por los actores en situación.

Línea 4 : Turismo: prácticas arraigadas, cuestionando destinos, deconstruyendo legados

Tras más de dos siglos de existencia, la observación el campo del turismo desde un punto de vista histórico se está volviendo imprescindible. Paradójicamente, este enfoque no está tan desarrollado y estructurado como cabría esperar, en un país que presume de ser el primer destino turístico del mundo.
Este enfoque presenta varios ángulos. Por un lado, se pueden examinar en profundidad las fuentes, documentos y guías disponibles, ya que proporcionan un material interesante para comprender ciertas lógicas y procesos. Por otro lado, una perspectiva histórica sería útil para comprender los juicios morales que a menudo han condenado, casi desde sus inicios, las prácticas y consecuencias del turismo. El estudio histórico de estas normas, discursos y juicios nos brinda una nueva comprensión de las sociedades y los itinerarios de la vida. La historia medioambiental puede también ayudarnos a comprender el pasado, a través de las interacciones entre los factores humanos y naturales, en consonancia con los problemas ecológicos, energéticos y de salud que actualmente afectan a nuestras sociedades. El turismo también puede ser un vehículo para entender los efectos localizados de la movilidad de las distintas clases sociales (especialmente las “invisibles”) en términos de interacción y contacto entre ellas en las zonas turísticas, así como entre los “turistas” y las poblaciones locales en las aréas turísticas. En este sentido, las biografías individuales pueden ofrecer una forma original de comprender la historia del turismo a través de sus trayectorias vitales. Por último, la historia, utilizada con fines turísticos, permite crear productos y desarrollar proyectos basados en la memoria y en los grandes acontecimientos, pero también, más recientemente, en la historia del turismo en los lugares, especialmente en los primeros lugares que acogieron a las élites, los cuales se han convertido a su vez en “recursos patrimoniales”.

Para descargar el proyecto científico detallado : Haga clic aquí